Envío gratis a partir de 35€ solo en Península

Guiso de Viernes Santo con Bacalao y Alcachofas en Conserva



Ingredientes:

  • 1 lomo de bacalao desalado
  • 2 patatas grandes
  • 1 bote de alcachofas en conserva
  • 3 huevos cocidos
  • Sal
  • Harina para rebozar
  • 1 huevo para rebozar
  • Aceite de oliva virgen extra
  • Para el sofrito:
    • 1 diente de ajo
    • 1 cebolla pequeña
    • ½ cucharadita de pimentón
    • 1 cucharadita de harina para el sofrito
  • Agua
  • Para añadir al guiso:
    • Un poco de pan de pueblo
    • Unos granos de pimienta
    • Un poco de perejil
    • 1 yema de huevo cocido

Preparación:

  1. Si el bacalao no está desalado, desálalo durante 48 horas cambiando el agua cada 12 horas. Una hora antes de hacer el guiso, sumérgelo en leche fría y luego escúrrelo.

  2. Pela y corta las patatas en rodajas gruesas.

  3. Escurre las alcachofas en conserva, reserva el aceite y córtalas en mitades si es necesario.

  4. Corta los huevos cocidos por la mitad a lo largo, reservando una yema.

  5. Sazona ligeramente todos los ingredientes (excepto el bacalao) con sal.

  6. Pasa los ingredientes por harina y huevo, luego fríelos en abundante aceite de oliva en una sartén. Transfiérelos a una cacerola grande.

  7. Cuela un poco de aceite de freír los ingredientes y ponlo en una sartén para hacer el sofrito.

  8. Pica finamente el ajo y la cebolla. Sofríelos hasta que estén dorados, luego agrega el pimentón y la harina. Cocina brevemente y añade un poco de agua. Vierte esta mezcla en la cacerola con los ingredientes fritos.

  9. Agrega suficiente agua a la cacerola para cubrir los ingredientes, pero no tanto como para que floten.

  10. Fríe una tostada de pan en un poco de aceite y resérvala.

  11. En un mortero, machaca los granos de pimienta, el perejil, el pan tostado y la yema reservada. Agrega un poco de agua para formar una pasta.

  12. Añade esta pasta al guiso 5 minutos antes de que esté listo. Esto le dará un toque especial y una textura agradable.

  13. Sirve el guiso inmediatamente y disfruta.

Con esta receta, las alcachofas en conserva se añaden al final del guiso para evitar que se deshagan debido a la cocción prolongada.

  • Las alcachofas en conserva están sumergidas en el mejor aceite del Bajo Aragón, que añade un sabor distintivo y delicioso al plato.
  • Puedes aprovechar este aceite para dar un toque adicional de madera de olivo al guiso al cocinarlas. Simplemente sustituye parte del aceite de oliva virgen extra utilizado en el guiso por el aceite de las alcachofas en conserva. Esto agregará una profundidad de sabor única al plato.

¡Esperamos que disfrutes de este delicioso guiso de Viernes Santo con un toque especial!